¿MIEDO AL LÁSER? NUNCA MÁS…

Aprendamos de Depilación Láser Diodo

¿Has dejado de hacer algo por miedo? ¿Saltar por en paracaídas? ¿Robarle un beso a esa persona especial? ¿O simplemente no seguir tus sueños? Hay mucha gente que es así, que los “tal vez” se quedan en eso y nunca se transforman en “vamos”. Ellos son una analogía perfecta para la experiencia de una depilación. A veces, por el cansancio de no encontrar una solución inmediata que se adapte a nuestros gustos, simplemente paramos. “Ya fue”, “No quiero más”, “Me quedo como estoy”. Frases cotidianas, que hoy invitaremos a salir de nuestras vidas.

Si de depilación se trata, nosotros tenemos una gran razón para perderle el miedo y comenzar a vivir nuevas experiencias que harán que tu piel se ponga de gallina, sin necesidad de tener los pelos de punta. ¿Estamos listas y listos para conocerla? Bien, entonces vamos.

Hay cinco tipos de depilación láser, algunas de ellas con tasas de lesiones cutáneas muy altas y efectos secundarios bien incómodos. Pero para qué invitar a la fiesta a quien va a arruinarla, mejor vamos por otro camino. ¿Han escuchado del Láser Diodo? Bueno, imagínense a alguien versátil. Amigo de todas y todos. De piel morena y clara. Así es él, y te está esperando en nuestras sesiones. Ahora seamos claros; con una longitud de 810 nm, puede ser aplicado a cualquier persona, sin dejar ningún efecto secundario y una tasa baja, casi nula de lesiones cutáneas, manchas y quemaduras. Todo esto entre tres y seis sesiones.

Interesante, ¿cierto? Ven y hablemos más, conozcámonos, perdamos el miedo, vivamos al límite y de paso démosle un nuevo aire a nuestra piel, uno que la erizará de emoción al sentir el cuidado que solo podemos ofrecer en Lasertam.

Dejar un comentario

0